La Red que queremos

La Red que queremos

 

La Red de Ventas de las Loterías y Apuestas del Estado de España es singular, casi única en el mundo. Conviven en ella dos redes claramente diferenciadas, tanto en sus orígenes y tamaño, como en la forma de comercializar los juegos y volumen de ventas.

La Red Integral, compuesta por las Administraciones de Loterías, tiene sus orígenes en los inicios de la Lotería Nacional; son los Posteros en 1786 los encargados de la comercialización de la incipiente lotería. Desde entonces, bajo el paraguas del Servicio Nacional de Loterías, se dedica a la gestión de los juegos en exclusividad, de forma profesional y aportando a las arcas del estado el 80% de las ventas de SELAE, cifra esta que llega a más del 97% en el caso del Sorteo de Navidad.

La Red Mixta la forman establecimientos que deben disponer necesariamente de una actividad comercial establecida, que sea la principal del negocio y que suponga la base fundamental de sus ingresos. Además, estos establecimientos comercializan los juegos del estado como complemento a la primera actividad. Proviene del Patronato de Apuestas Mutuas Deportivas Benéficas que se crea en 1946.

Estas redes funcionaron de forma diferenciada hasta 1985, cuando se creó ONLAE y se unificaron ambas redes de ventas dentro del nuevo Organismo. En ese momento comenzó una reorganización de la Red, pasando a ser Administraciones de Loterías, aquellos puntos de venta de la red del Patronato que comercializaban en exclusiva los juegos, los conocidos como puntos integrales.

En pocos años el número de Administraciones de Loterías aumentó de forma considerable y a mediados de los años noventa alcanzó el tamaño actual.

Una vez finalizada esta reorganización, quedó fijada de forma definitiva cómo sería la estructura de nuestra red, formada por Administraciones de Loterías con exclusividad en la venta de los juegos y como únicos ingresos los procedentes de las comisiones que perciben por la gestión de los juegos, y por otra parte, los establecimientos Mixtos que deben sustentar el grueso de sus ingresos en la primera actividad comercial que ejercen y que como complemento gestionan los juegos del estado.

El equilibrio de la Red es fundamental para un funcionamiento eficiente de la misma y en consecuencia para las ventas de los juegos públicos. Ese equilibrio está basado por una parte en el tamaño de la misma red, que quedó reflejado y acotado en la adenda al contrato conseguida por ANAPAL en el año 2012. Por otro lado, el respeto a las competencias de cada una de las dos redes. La red integral se encarga de la gestión profesional de los juegos, como puede ser entre otros la implementación de los productos de juego, la gestión de abonos de lotería nacional, o la red secundaria de comercialización según los usos y costumbres como refleja el contrato firmado por la misma. La red mixta debe funcionar allí donde una administración de loterías no alcance un nivel mínimo de ventas que la haga rentable. No se deben crear falsas expectativas que no encajan en el formato de red que hemos creado.

El respeto a este reparto de competencias que ha hecho que nuestra red funcione de una forma eficiente durante los últimos cuarenta años, es fundamental para que el sistema continúe funcionando como lo ha hecho hasta ahora.

 

Josep Manuel Iborra Chiquillo
Admon. Lotería nº39 de València
Presidente de Anapal


Acceso a socios

Agenda y Eventos

Acuerdos con Empresas